Inicio Budapest Budapest: ¿Dónde comer goulash sin gluten?

Budapest: ¿Dónde comer goulash sin gluten?

restaurantes sin gluten en budapest

Change language / Cambiar idioma: es en

Ya habíamos terminado la primera parte del viaje: Viena.

Nos levantamos temprano para llegar a la estación con suficiente tiempo para poder recoger los billetes. De hecho, llegamos bastante temprano y, como no habíamos podido preparar café, Isa aprovecho para ir al McCafé a tomarse uno.

En Austria, encontraréis pan sin gluten en todos los McDonalds y, en los McCafe, encontraréis uno o dos pastelitos. No cogimos ese porque era de arándanos y no nos apetecía.

pasteles sin gluten mccafe austria

Al cabo de poco, ya era hora de subir al tren. Teníamos un trayecto de casi 3 horas hasta Budapest y, la verdad, es que fue muy cómodo. Era igual que ir en el AVE de Barcelona a Madrid.

Al llegar a Budapest, el taxista que habíamos contratado a través del apartamento ya nos estaba esperando. Como os contamos en la primera parte del viaje, mientras visitábamos el Palacio de Schönbrunn, nos habían comunicado que no podrían darnos el apartamento que habíamos reservado porque se había reventado una tubería. ¡Estábamos impacientes para llegar y ver el cambio!

estación budapest

Aunque tuvimos que esperar un poco para que nos trajeran las llaves, al ver el apartamento tuvimos un gran alivio. Aunque un poco más pequeño que el que habíamos alquilado y mucho menos luminoso porque en vez de estar en el cuarto piso estaba en los bajos, el piso era nuevo y estaba muy bien cuidado. Además, era el mismo concepto: un loft “duplex”.

Cuando nos vio, el chico que nos entregó las llaves, nos recomendó una pastelería sin gluten, lo cuál nos extrañó muchísimo… ¿cómo sabía que somos celíacos?

pasta sin gluten en budapest

Antes de acomodarnos, fuimos a comprar en el supermercado SPAR que teníamos a lado de casa. De vuelta con todo lo que nos hacía falta para la cena de fin de año y algunas cosas que necesitaríamos para pasar los siguientes 5 días allí, nos pusimos cómodos y nos preparamos una ensalada de pasta. Estábamos agotados y necesitábamos reponer energía, así que después de comer nos echamos una siesta que se alargó un poco más de la cuenta.

boletin mensual sin gluten 2 - ES - BANNER POST

Si queréis comprar sin gluten en Budapest, a continuación os dejamos algunos supermercados y tiendas:

    • DM Drogeriemarkt.
    • Supermercados Aldi.
    • Supermercados Spar.

Al despertarnos, sobre las 15h, nos vestimos y fuimos a descubrir la ciudad. No teníamos mucho tiempo, ya que a las 16h aproximadamente ya sería de noche.

puente de las cadenas budapest

Con la cámara colgada en el cuello, empezamos a pasear por el Ruin Bar District en dirección hacia el río. ¡Se notaba que era un día especial! De hecho, algunos ya estaban celebrando el fin de año y todavía quedaban 6 horas… ¡había mucho ambiente!

Mientras andábamos, intentábamos ver dónde sería mejor ver los fuegos artificiales que hacen para celebrar la entrada al nuevo año. Decidimos ir a verlo desde el Puente de las Cadenas.

cena fin de año sin gluten

Al volver a casa, un poco justos de tiempo porque habíamos andado demasiado, nos pusimos a hacer la cena. Habíamos traído casi todo de Barcelona: longaniza, crackers sin gluten, turrones, barquillos y un pollo asado. ¡Sí, sí! El pollo asado del Mercadona – el que está envasado al vacío – había volado con nosotros. El queso edam y demás cosas las habíamos comprado el día anterior en Viena. ¡Y el “champán” nos lo habían regalado los del apartamento como símbolo de disculpa por ese cambio repentino! ¡No podíamos pedir más!

Después de cenar, nos abrigamos de nuevo y corrimos hasta el puente de las cadenas. Desde allí, mientras los aquincenses celebraban la entrada al año nuevo llenando el cielo de cohetes y tirando petardos por la calle, nosotros improvisamos unas campanadas para tomarnos las uvas, que también habíamos traído desde Barcelona.

vistas de budapest desde el bastion de los pescadores

¡El día uno nos lo tomamos de relax! Nos levantamos pasadas las 12 de la mañana y después de desayunar galletas y turrones, fuimos a ver el Bastión de los Pescadores, desde dónde hay unas vistas magníficas de la ciudad y a pasear por el centro. Era día uno de enero y lo único que queríamos hacer era una foto para preparar la felicitación de año nuevo de Gluten Free Adventures.

Lo teníamos claro: ¡la haríamos en el Parlamento de Budapest! 

feliz ano desde budapest

Con todas las tareas del día cumplidas, seguimos paseando hasta la hora de merendar. De repente, nos entró el hambre y nos apetecía una pizza como la que habíamos comido en el Vapiano de Vienna. Mientras paseábamos, habíamos visto un Vapiano en la calle Becsi número 5, muy cerca de una de las calles de tiendas más importantes. ¡Solo podíamos pensar en pizza! Por desgracia, al entrar, vimos que lo único que servían sin gluten era el risotto. Nos había encantado el que comimos en Vienna, pero nos apetecía pizza…

bistro fine budapest

Aunque era temprano, ¡estábamos hambrientos! Al revisar la lista de restaurantes, decidimos ir al Bistro Fine de la calle Andrássy 8. Tenía muy buena pinta. Entramos y pedimos para cenar dos, pero nos dijeron que no podías ser porque estaba todo reservado… teniendo en cuenta esto, decidimos reservar mes para el día siguiente a la hora de comer.

Con el alma en los pies por habernos quedado sin pizza y sin goulash, volvimos a casa a descansar. Acabamos cenando un surtido de crackers con jamón que habíamos traído de Cuenca, queso, paté y longaniza. Tampoco estuvo tan mal…

parte trasera del parlamento de budapest

Al día siguiente, nos levantamos temprano para ir a desayunar al Glutenmentes, una pastelería sin gluten que teníamos al lado de casa, pero, de nuevo, estaba cerrada…

Volvimos a casa rápido para desayunar algo e ir al free tour que habíamos reservado para descubrir Budapest con una guía. Para nuestra decepción, al llegar al free tour, había más de 50 personas y nos costaba mucho oír a la guía, de manera que decidimos separarnos del grupo y seguir por nuestra cuenta… ¡una pena!

Nos dirigimos al Parlamento de Budapest para que nos imprimieran los tickets, ya que los habíamos reservado por internet mientras veníamos en tren. Os recomendamos que lo reservéis con un poco de tiempo, ya que nosotros casi nos quedamos sin entradas…

Luego fuimos a pasear por la ciudad en busca de más restaurantes sin gluten en Budapest. Abajo veréis el listado de los que encontramos.

interior bisto fine budapest

¡Al fin llegó la hora de comer! Teníamos reserva en el Restaurante Bistro Fine de la calle Andrássy 8 y, para variar, estábamos hambrientos y teníamos un poco de frío…

Al llegar al restaurante, informamos al camarero de nuestra condición celíaca y nos indicó qué podíamos comer. Evidentemente le pedimos que nos recomendara algún plato típico de Hungría y, como no, nos indicó el Goulash.

goulash sin gluten

Nos lo trajeron en una cazoleta de metal roja junto a una guindilla troceada. Para acompañar, nos trajeron un pan sin gluten con pipas. Nunca habíamos comido goulash sin gluten y nos encantó. A veces es difícil poder comer los platos típicos de los países que visitamos… pero esta vez no tuvimos problema.

sopa de pollo

Como siempre, Isabel pidió otro plato – una sopa de pollo con verduras que también estaba muy rica – y de segundo compartimos un risotto. Al pedir, le habíamos dicho al camarero que compartiríamos el risotto y, para nuestra sorpresa, nos lo trajo ya repartido en dos platos. ¡Estaba todo realmente bueno!

Llegados al postre, el camarero nos dijo que no tenían nada sin gluten… nos dio un poco de pena, pero como habíamos saciado el apetito, tampoco nos importó.

risotto sin gluten

Al salir del restaurante, fuimos paseando hasta el mirador que hay arriba de La Colina de Buda. Pasamos el resto de la tarde allí arriba, paseando y viendo los principales edificios de la ciudad, desde lejos, junto al Danubio.

Tras la puesta de sol, aprovechamos para hacer algunas fotografías de la ciudad de noche y decidimos volver pasando por el mercado, dónde queríamos ver si había algún restaurante sin gluten.

budapest de noche

En la parte superior del mercado de Budapest, encontraréis un restaurante y varias paraditas de comida típica de allí. Entré a preguntar al restaurante y el camarero me dijo que no tenían nada “glutenmentes” (sin gluten). Isabel se había quedado fuera leyendo la carta y cuando nos encontramos, me dijo que sí tenían sin gluten. ¡Menuda contradicción! Preferimos creer al camarero: en el restaurante Fakanál Etterem no tenían nada “glutenmentes”.

Luego preguntamos por las paraditas de comida y algunas indicaban que el goulash no tenía gluten… el problema es que estas paraditas eran como un bufé libre… y todos sabemos el riesgo que suponen los bufés libres para los celíacos: ¡demasiada contaminación cruzada!

Tras ver todo esto, decidimos volver a casa y cenar allí.

Podéis ver las fotos del viaje aquí.

Estos son otros restaurantes sin gluten en Budapest que descubrimos mientras paseamos:

  • Hard Rock Café en Deák Ferenc 3.
  • Vendetta en Váci 16a.
  • Humbak en Erzsébet krt. 12.
  • Glutenmentes en Dob 30.
  • Drop en Hajós 27.

 

HACIENDO CLICK EN EL MAPA DE RESTAURANTES SIN GLUTEN PODRÉIS VER TODOS LOS RESTAURANTES DE LOS QUE OS HEMOS HABLADO UBICADOS EN EL MAPA:

mapa de restaurantes sin gluten

 

Y AQUÍ OS DEJAMOS LA TARJETA DE VIAJE SIN GLUTEN:

Tarjeta de viaje sin gluten en Hungaro

P.D.: Por favor, tened en cuenta que en este blog comparto mis viajes, anécdotas y experiencias sobre viajar sin gluten por el mundo. Es posible que, en alguno de mis viajes, vaya a algún restaurante no certificado o exista el riesgo de que me contaminen con gluten. Tended en cuenta que la lista de referencias puede cambiar. Por favor, asegúrese siempre antes de comer en los restaurantes que recomendamos. ¡Muchas gracias! 

¡PARA NO PERDERTE NINGUNA DE NUESTRAS PUBLICACIONES, TE INVITAMOS A SUBSCRIBIRTE A NUESTRO BOLETÍN!

Subscríbete a nuestro boletín

* indicates required





2 Comentarios

  1. Gracias Santiago. En octubre estaré en Madrid, Zaragoza, Barcelona unos pocos días porque ya conozco. Luego voy a Praga, Budapest, Estambul, Atenas, El Cairo e Italia. Te agradezco toda la información que aportes. No voy a ir a demasiados restaurantes, solo algunos. El resto… supermercados!! El Mercadona de ustedes es espectacular. Saludos!

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here