Inicio Alemania Restaurantes sin gluten en Heidelberg (Alemania)

Restaurantes sin gluten en Heidelberg (Alemania)

940
Compartir
Restaurantes sin gluten en Heidelberg

Change language / Cambiar idioma: es en

Empieza el segundo día de viaje. Ya habíamos visitado Dijon (Francia) y habíamos sobrevivido sin problema a los primeros 800km desde Sabadell. Aunque el día anterior nos habíamos levantado a las 4,50h y después de casi 12h de coche, habíamos caminado casi 7km por la ciudad – a modo de anécdota, Isabel llevaba una pulsera de esas que indican las distancia andada y, rápidamente, caminar más de 10.000 pasos ya se había convertido en otro objetivo. Ese día también madrugamos un poco.

Esta vez nos levantamos a las 7,15h para salir hacia Heidelberg. Teníamos 435km por delante y, aunque en algunos tramos de las autopistas alemanas, no existe el límite de velocidad, no nos habría servido de nada, ya que la mayoría de autopistas estaban en obras y llenas de atascos. Queríamos llegar antes de comer para dejar todo en el hotel e ir a dar un paso antes de comer. Por desgracia, no fue así, ya que las colas y las obras no nos permitieron llegar más temprano de las 13h. De hecho, ni vimos la señal de entrada a Alemania… ¡una pena porque queríamos fotografiar las de cada país por el que pasábamos!

boarding House Heidelberg

Estábamos un poco preocupados, ya que durante todo el viaje nos marcaba mal tiempo. De hecho, la lluvia sólo nos daba una tregua mientras visitáramos Praga. Aun así, esto forma parte de viajar, así que no nos importaba mucho.

Pudimos instalarnos nada más llegar al Boarding House de Heidelberg, un hotel que tiene habitaciones y apartamentos repartidos en tres edificios de la calle Rohrbacher. Como era tarde, estaba lloviendo y teníamos hambre, decidimos hacernos la comida. La habitación estaba realmente bien. Una cama enorme hecha a partir de dos colchones individuales con su respectivo edredón – muy típico de esta zona – un baño también enorme y una terracita con vistas a unos jardines.

Nos preparamos unas salchichas y unos filetes de lomo con una lata de judías con tomate de la marca Heinz (las típicas de desayuno inglés) y fuimos directos a conocer la ciudad. 

lomo y salchichas con judias

Habríamos podido ir a alguno de los restaurantes sin gluten que hay en Heidelberg, pero los más cercanos nos quedaban a más de 20 minutos andando y, para estar en Alemania, ya íbamos un poco tarde. Además, lloviendo tanto no nos apetecía salir a pasear. En caso de que busquéis comer sin gluten en Heidelberg, encontraréis estas opciones:

  • Restaurant Red, en la Poststr. 42. Este os queda hacia el este de Bismarckplatz, en dirección contraria al sentido de Hauptstr.
  • Eisdiele Schmelzpunkt, en Haupstrasse 90. Este está en la calle principal del centro histórico.

NOTA IMPORTANTE: aseguraos bien de que están preparados para preparar comida sin gluten. En Alemania es sabido que en algunos restaurantes, no controlan bien la contaminación cruzada.

En caso de que vayáis de apartamento o queráis comprar sin gluten en Heidelberg, justo antes de llegar a Bismarckplatz desde Rohrbacherstrasse, allí hay un DM Drogerie y un Rewe. En DM seguro que encontraréis productos sin gluten. En Rewe, suelen tener una línea de productos sin gluten con la misma marca. Hay otro DM en Bismackplatz y la tienda Vita Nova Reformhaus os queda a mitad de Hauptstrasse, en dirección al río.

Mapa centro histórico Heidelberg

Por suerte, el mal tiempo nos iba dando treguas y pudimos salir a pasear. Desde Boarding House teníamos unos 15 minutos hasta Bismarckplatz, que es dónde empezaba la zona bonita de ver de la ciudad. Una vez lleguéis a la plaza, seguir por Hauptstrasse hasta Marktplatz, dónde encontraréis una de las iglesias más bonitas y, la plaza en sí, también es maravillosa. Por el camino os quedan otros monumentos y edificios interesantes que vale la pena ver.

Al entrar en esta calle, encontraréis un mapa dónde indica todo. Como veréis está muy cerca.

marktplatz heidelberg

Cuando llegamos a la Marktplatz, estuvimos allí un buen rato viendo todos los edificios, también muy antiguos. Las principales atracciones turísticas se concentran en el Alstadt o casco histórico: el Puente y la famosa puerta de Carlos Teodoro, la Universidad, el Palacio de Heidelberg y la calle Hauptstrasse. Si os gusta explorar, ¡esta calle os encantará! Más allá de su propio encanto, conecta con otras calles pequeñas pero aun más interesantes que te invitan a perderte por ellas para descubrir más cafeterías, bares, plazas, casas y fuentes.

Desde la Marktplatz, bajamos hacia el río. ¡Ah!¡Qué recuerdos! Siete años atrás había estado allí, sólo, en una de mis paradas de mi viaje coche desde Sabadell hasta Helsinki (Finlandia), dónde fui a vivir durante un año. ¡Esta fue mi primera gran aventura! Escribiré sobre ella más adelante.

puerta de carlos teodoro heidelberg

Cuando visitas ciudades tan antiguas, especialmente en verano, en muchas ocasiones es difícil ver bien todo debido a la cantidad de gente que hay. Por suerte, como ellos comen tan temprano, las calles suelen quedar vacías más pronto que en España.

Tras admirar la Puerta de Karl Theodor y cruzar el puente mientras nos alejábamos un poco del centro histórico, decidimos bajar a la orilla del río a sentarnos un rato y merendar.

puente antiguo heidelberg

Se nos había hecho tarde y no había tiempo de ir a ver el Castillo, ya que cerraba a las 18h. Otro inconveniente de estos países, ¡todo cierra pronto! Pero bueno, nos conformamos con tomar una foto desde el puente y dar otro paseo por esas callejuelas tan interesantes hasta llegar a la plaza de la Universidad hasta la hora de cenar.

El resto de la tarde pasó volando mientras charlábamos y observábamos a la gente y grupos de turistas, sobre todo japoneses, que visitaban la ciudad. Además, aunque fuera agosto, también podíamos ver algunos estudiantes entrar y salir de la Universidad.

Palacio de Heidelberg

Aunque era tarde, no lo parecía, y no nos dimos cuenta de la hora hasta que la lluvia nos invitó a levantarnos del banco. Decidimos  volver al apartamento a hacernos una cena rápida – una tortilla con jamón ibérico – para volver a salir a ver la ciudad iluminada por la noche. Sobre todo, queríamos ver el puente de noche y pasear por las calles del centro histórico sin tanta gente.

huevos revueltos con jamon

Al día siguiente, teníamos un trayecto corto (sólo 160km) hasta llegar a Rothenburg ob der Tauber. 

Podéis ver las fotos del viaje aquí.

P.D.: Por favor, tened en cuenta que en este blog comparto mis viajes, anécdotas y experiencias sobre viajar sin gluten por el mundo. Es posible que, en alguno de mis viajes, vaya a algún restaurante no certificado o exista el riesgo de que me contaminen con gluten. ¡Muchas gracias! 

 

¡SUBSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN PARA NO PERDERTE NINGUNA PUBLICACIÓN!

Subscríbete a nuestro boletín

* indicates required





Compartir
Artículo anteriorRestaurantes sin gluten en Dijon (Francia)
Artículo siguienteRestaurantes Sin Gluten en Rothenburg ob der Tauber (Alemania)
Me llamo Santi y actualmente vivo en la provincia de Barcelona. En 2001, me diagnosticaron con celiaquía y/o intolerancia al gluten… ¡por fin! Y digo “¡por fin!” porque antes de que me diagnosticaran me encontraba muy mal… ¡de veras! Además, soy intolerante a la lactosa – aunque de vez puedo permitirme comer un yogur y un poco de queso -, la alergia al pescado me mata, ¡literalmente!, y también algunas frutas (kiwi, melón, sandía y plátano). Cuando era un niño, también tuve una reacción alérgica a la penicilina pero me hicieron pruebas de nuevo hace poco y lo descartaron, así que sería otra cosa… ¡sí! Dejando el polen y las plantas de lado, estos son más o menos mis problemas con la comida… Viajar y comer son mis hobbies y creé Gluten Free Adventures por esta razón. Desde los 8 años, he viajado y vivido en distintos países… y os puedo asegurar que – más allá de los riesgos que he corrido a veces – en más de 20 años viajando por el mundo, ¡puedo contar las veces que me han “envenenado” con los dedos de una sola mano! Así que no está tan mal… ¡Espero que os gusten nuestros viajes!

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here