Idioma / Language: Inglés

¿Cuál es para vosotros la mejor aerolínea para volar sin gluten?

Para los que tenemos alergias e intolerancias, a veces, viajar puede resultar un poco complicado… pero estaréis de acuerdo en que no sólo puede ser complicado el hecho de pasar unos días en una ciudad desconocida, de un país dónde la enfermedad celíaca lo es aun menos… a veces, el hecho de llegar hasta allí habiendo podido comer algo puede ser aún más complicado… además, si no tienen nada que se adapte a nuestra dieta, o se equivocan al servírnoslo, no tenemos la opción de levantarnos e ir a otro restaurante… ya que quizá estamos circulando a más de 850km/h a 10.000m de altitud… ¡en un avión claro!

En este post, compartiremos nuestras peores y mejores experiencias sobre volar sin gluten por el mundo para ir a países como Sudáfrica, Reino Unido, Tailandia, Isla Mauricio, Austria, Hungría, Israel o Grecia. Además, si queréis leer con más detalle nuestras aventuras en estos países, podéis hacerlo en la página de Aerolíneas Sin Gluten o en la de Destinos Sin Gluten dónde encontraréis todos los artículos agrupados por aerolínea o por país respectivamente.

 

Antes de empezar, permitid que os haga dos recomendaciones:

  • Antes de un viaje, id a comprar algo para llevaros durante el vuelo: galletas, snacks, lo que sea. Recomendablemente producto seco, ya que dependiendo de vuestro destino, os pondrán problemas con embutidos o fruta.
  • Comprobad siempre que en el billete aparece el código “GFML” que significa “Gluten Free Meal” (Menú Sin Gluen).

 

MALAS EXPERIENCIAS DE VOLAR SIN GLUTEN:

Por suerte, igual que mostramos en el Mapa De Restaurantes Sin Gluten En Los Que Hemos Estado, las malas experiencias siempre son pocas… eso sí… ¡algunas te marcan de por vida! Aquí compartiremos un par: Fly Emirates (con un mal desenlace) y Evelop Airlines (con un buen desenlace).

Empezaremos por la peor experiencia que hemos tenido al volar sin gluten…  fue la primera – y última – vez que volé a Sudáfrica con Fly Emirates (via Dubai). De hecho, esta es una compañía que intento evitar por cómo me trataron debido a la falta de formación de su equipo, tanto durante el vuelo como después cuando puse una queja a través de su servicio de atención al cliente (podéis ver la respuesta en la siguiente imagen, más abajo)… ¡fatal! Suerte que había hecho “la compra de por si acaso” y pude comer algo de lo que traía, ya que si no habría estado 18 horas sin comer…

Este era de los primeros viajes que hacía con la empresa dónde trabajo e, igual que hice cuando volé a Tailandia con Qatar Airways, insistí mucho a la agencia que nos reserva los billetes en que indicaran mis alergias e intolerancias (gluten, pescado y profilina) para que pudiera comer algo durante los dos vuelos hasta Johannesburgo (8 horas Madrid – Dubai; y 8 horas más Dubai – Johannesburgo). Tanto en los vuelos de ida como en los de vuelta, me pusieron pescado en vez de pollo o ternera como hacen compañías como Delta Airlines, American Airlines o Swiss Air… incluso tuve que tomar un antihistamínico porque al abrir la bandeja (que sólo indicaba GFML) el vapor me llegó a la cara y mis labios empezaron a hincharse… ¡toda una experiencia!

Para intentar arreglarlo me trajeron snacks que, en algunos ponía “Puede contener gluten” y otros estaban en árabe y ya no me fiaba de las azafatas.

En el viaje que hizo Isa a Isla Mauricio, al volver con Evelop Airlines, los del aeropuerto – o al menos eso le dijeron – se equivocaron al preparar los carritos de comida y etiquetaron el menú hindú como sin gluten… por suerte el azafato se dio cuenta y le trajo un par de manzanas… ¡junto con las galletas que traía consigo, al menos pudo comer algo! En la segunda comida, se lo pudieron arreglar ofreciéndole una ensalada y algo de fruta.

Como veis, a veces no sólo depende de la gente del avión, si no también de otros trabajadores de la aerolínea que se encargan de preparar este tipo de menús especiales.

 

BUENAS EXPERIENCIAS VOLANDO SIN GLUTEN:

En los vuelos largos, en general, siempre he tenido buenas experiencias. El problema de las aerolíneas es que en los vuelos cortos no tienen en cuenta a los celíacos y/o alérgicos. Seguramente os habrá pasado que le han dado un croissant, un bocadillo o un snack a todo el mundo y vosotros sólo habéis podido beber un zumo o tomar un café porqué no tienen nada más.

Este es uno de los motivos por los que Swiss Air se ha convertido en mi aerolínea favorita. Tanto en vuelos largos como en vuelos cortos, siempre tienen algo sin gluten. Ya sea una ensalada de quinoa, unas patatas chips a la mostaza o un muffin de chocolate, que por cierto está muy bueno.

Además, en los vuelos largos que hago con ellos para ir a Sudáfrica o Estados Unidos, a veces los menús son distintos al típico pollo con arroz y brócoli. En ocasiones me han dado ternera con verduritas, o algo que llevaba una especie de bechamel que no sé exactamente lo que era, pero estaba muy bueno. Además, normalmente tienes siempre un trocito de queso Gruyere y el panecillo sin gluten que ponen es de pipas. ¡Me encanta!

Haz click en la imagen para acceder al formulario

AEROLÍNEAS QUE NOS HAN SORPRENDIDO:

Aunque a veces te llevas algún que otro desengaño, cuando vuelas con alguna de las “grandes aerolíneas” (Iberia, Lufthansa, Swiss Air, Qatar Airways, Fly Emirates, Delta Airlines, American Airlines) esperas que te traten bien y tengan – como mínimo – algún conocimiento o formación sobre lo que pueden y no comer las personas con alergias e intolerancias. Cuando vuelas con compañías low cost, compañías locales o compañías desconocidas… la tendencia es a pensar que te van a tratar igual que tratan a las maletas… ¡mal! Por suerte, no es así siempre. ¡Eso sí, hay que pagar!:

La primera vez que volé con Flybe fue para ir a Manchester a visitar a un cliente. Había volado con Air France hasta París, y ya me había llevado el primer desengaño: aunque en el billete indicaba claramente que tendría algo sin gluten, no lo tuve… Por suerte, como siempre hago, llevaba unas galletas sin gluten para comer.

El enlace hasta Manchester lo tenía con Flybe, una compañía aérea de la que jamás había oído hablar. Aunque el avión era muy pequeño, en el menú de abordo había una opción sin gluten: la Feel Good Snack Box, que tenía un par de barritas y unas tostaditas con humus.  

Luego está la compañía low cost por excelencia: Ryanair. Famosa por lo mal que trata a los pasajeros y por cobrar hasta por respirar, cuando volvíamos de Hungría, con Isa nos dedicamos a estudiar el menú de abordo. ¡Sorpresa! Había varias opciones de snacks y platos calientes. Quedamos muy sorprendidos. No pedimos nada porque no teníamos hambre, pero lo importante es que tienen opciones.

Volviendo de París, en noviembre de 2018, también fuimos con Ryanair y pregunté si tenían uno de los platos calientes y me dijeron que sí. Que los tenían en todos los vuelos.

Y hasta aquí algunas de nuestras experiencias volando sin gluten por el mundo…

HACIENDO CLICK EN EL MAPA DE RESTAURANTES SIN GLUTEN PODRÉIS VER TODOS LOS RESTAURANTES DE LOS QUE OS HEMOS HABLADO UBICADOS EN EL MAPA DE ESTABLECIMIENTOS SIN GLUTEN:

Y AQUÍ OS DEJAMOS UN ENLACE A NUESTRAS TARJETAS DE VIAJE SIN GLUTEN EN MÁS DE 35 IDIOMAS:

Haz click en la imagen para acceder a esta sección

P.D.: Por favor, tened en cuenta que en este blog comparto mis viajes, anécdotas y experiencias sobre viajar sin gluten por el mundo. Es posible que, en alguno de mis viajes, vaya a algún restaurante no certificado o exista el riesgo de que me contaminen con gluten. Tended en cuenta que la lista de referencias puede cambiar. Por favor, aseguraos siempre antes de comer en los restaurantes que recomendamos .¡Muchas gracias! 

¡PARA NO PERDERTE NINGUNA DE NUESTRAS PUBLICACIONES, TE INVITAMOS A SUBSCRIBIRTE A NUESTRO BOLETÍN!

Subscríbete a nuestro boletín

* indicates required




 

Artículo anteriorRestaurantes sin gluten en Ciudad del Cabo (1)
Artículo siguienteRestaurantes sin gluten en Belgrado (1)
Me llamo Santi y actualmente vivo en la provincia de Barcelona. En 2001, me diagnosticaron de enfermedad celíaca… ¡por fin! Además, soy intolerante a la lactosa, la alergia al pescado me mata, ¡literalmente!, y también algunas frutas... Viajar sin gluten se ha convertido en mi mayor hobby y creé Gluten Free Adventures por esta razón. Desde los 8 años, he viajado y vivido en distintos países… ¡aquí comparto mis experiencias viajando para descubrir restaurantes sin gluten, pastelerías sin gluten y heladerías sin gluten por todo el mundo! ¡Espero que os gusten nuestros viajes sin gluten!